Se recrudecen las amenazas contra los obispos en Brasil

26 01 2009

En esta ocasión, es José Luis Azcona, obispo misionero en el Marajó brasileño, en el estado de Pará en la Amazonia, el que ha recibido amenazas por denunciar una trata de prostitución en su diócesis.  Este obispo se une a la lista de los misioneros amenazados por denunciar la explotación de los más pobres. Dentro de la Congregación CPPS, el obispo Erwin Kraeutler está amenazado y por esta razón se están recogiendo firmas online pidiendo su protección, así como la protección de los indígenas y miembros de la base que son perseguidos por defenderles.

Os relatamos la noticia, aparecida en el Diario de Navarra:

José Luis Azcona Hermoso, obispo navarro de la diócesis de Marajó, un archipiélago de islas en la desembocadura del río Amazonas, en Brasil, ha sido amenazado de muerte junto a otros dos obispos del estado amazónico de Pará por su defensa de los derechos humanos y sus críticas a las mafias de tráfico de mujeres y explotación sexual de menores. Uno de los seglares que trabaja con Azcona, también amenazado, ha sido asesinado.

Las llamadas telefónicas, mensajes anónimos y cartas de amenaza se vienen produciendo desde tiempo atrás debido a las denuncias llevadas a cabo por los religiosos. Incluso ha salido hace unos meses a la luz pública una conversación telefónica grabada por la policía en la que se ponía precio a la cabeza de uno de los obispos: un millón de reales (375.000 euros). Las amenazas han continuado, tal y como explicaba telefónicamente el obispo navarro, de 68 años de edad y natural de Dicastillo, “después de la participación en una comisión de investigación parlamentaria del Estado de Pará”.

Hasta le fecha, el obispo navarro ha rechazado el servicio de escolta que le ha ofrecido el Gobierno brasileño “porque es una seguridad relativa. Además estamos marcados para morir muchos más y no todos pueden recibir protección policial”, indicó. Azcona ha denunciado también a los narcotraficantes y los “biopiratas” de la fauna y flora de la Amazonía, que usan su diócesis, en el delta del Amazonas, como puerta de entrada y salida.

En la “lista de la muerte”

Según el periódico El Liberal de Belém do Pará, el obispo de Marajó, José Luis Azcona (de la orden de los Agustinos Recoletos) se encuentra entre los nombres de la “lista de la muerte” del Estado de Pará. Junto a él también aparecen como amenazados otros dos obispos del mismo estado brasileño de Pará: monseñor Erwin Kräutler, obispo austriaco de la diócesis de Xingu, y Monseñor Flavio Giovenale, obispo italiano de Abaetetuba. La situación ya ha motivado la condena de la Conferencia Nacional de Obispos de Brasil. El episcopado expresó su solidaridad “con los prelados amenazados y con las personas que ellos defienden: “los pueblos indígenas, las mujeres, niños y adolescentes que el tráfico de seres humanos instrumenta, que la explotación sexual vende y las drogas matan”.

La diócesis de Marajó comprende la isla de Marajó y varias islas colindantes. El territorio está dividido en nueve parroquias. Monseñor Azcona cuenta con la ayuda de 25 religiosos y 7 sacerdotes.

 

Podéis leer la noticia en Ecclesia Digital.

Anuncios

Acciones

Information

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: